En el post de hoy queremos daros la explicación de como desmontar un grifo monomando, una actividad bastante sencilla que podéis realizar vosotros mismos.

Un grifo monomando cuenta con una manija que controla el flujo y la temperatura del agua al mismo tiempo, pudiéndose variar la temperatura entre fría y caliente. Es posible que tengas que desmontar el grifo para reparar una pieza rota o desgastada, como podría ser la junta tórica o una arandela. Se fabrican varios modelos de pelota, disco de cerámica y grifería monomando. Aunque aparecieron monocomandos que difieren de los grifos, desmontar los diversos grifos sigue siendo generalmente similar y directo. A continuación vamos a daros los pasos que debéis seguir para poder desmontar un grifo de este tipo, recuerda que si tienes alguna duda la puedes consultar con tu fontanero de confianza.

-cierra el suministro de agua a la llave. Para la mayoría de los grifos, las válvulas de suministro de agua se encuentran en el armario debajo del fregadero. Gira la válvula completamente en sentido horario para cerrar.

1 –levanta la manija de la llave para liberar el agua que quede en las tuberías.

2 –pon un trapo limpio en el desagüe del fregadero para evitar que piezas pequeñas como tornillos y herramientas caigan en el desagüe. Coloca una toalla gruesa en el fregadero para evitar que se raye o se astille mientras trabajas.

3 –haz palanca en el pequeño botón que cubre el orificio del tornillo en la parte inferior de la manija del grifo. Retira el tornillo de fijación hexagonal con la llave allen correspondiente. Si el grifo es del estilo cartucho o disco de cerámica con una tapa de botón en la parte superior, levanta la tapa de botón y retira el tornillo que está debajo.

4 –gira el mango suavemente para eliminar la palanca por la base del grifo.

5 –retira el anillo de ajuste, la cabeza de la válvula o tuerca del pivote, dependiendo del estilo de grifo. Los grifos Price Pfister cuentan con diseños simples, por lo que cuando habrás el grifo fácilmente lograrás eliminar las piezas debido a que esto es bastante sencillo e intuitivo.

6 –retira las arandelas, resortes y juntas tóricas, utilizando un alicate de punta fina.

7 –retira el conjunto de la leva, si el grifo es de bola. La leva se parece a una pelota pequeña con una larga sonda metálica en la parte superior. Si la grifería es del estilo de cartucho, sujeta el vástago superior del conjunto y levántalo de la base del grifo. Para un grifo de disco de cerámica, retira el clip metálico pequeño de retención del vástago del cartucho. El clip se parece a una letra mayúscula “U” y asegura el cartucho a la base del grifo. Después de retirar el clip, sujeta el vástago y tira el cartucho de la base del grifo. Pregunta por nuestros fontaneros en Alcalá de Guadaíra

8 –levanta la cubierta de la base del grifo de metal para extraerla del cuerpo del grifo.

grifo monomando

Por último para terminar el post, vamos a comentaros otra tarea que podéis realizar vosotros mismos, es la de sustituir un grifo monomando por uno de doble asa es una tarea muy sencilla. Ambos tipos de grifo tendrán una línea de suministro de agua fría y caliente viajando hacia ellos. La base de un grifo monomando cubre los huecos del fregadero sobre se encontrará el grifo de doble asa.

Para realizar esta actividad necesitaréis una masilla de fontanero y una llave inglesa. Es una actividad bastante sencilla por tanto no tendréis ningún problema en realizarla vosotros mismos.

-cierra las válvulas frías y calientes debajo de tu fregadero.

1 -desatornilla ambas líneas de alimentación, caliente y fría, desde las válvulas de cierre del grifo monomando.

2 -afloja las dos tuercas de la parte inferior de tu fregadero que sostienen tu grifo de doble asa. Podrás quitar el grifo una vez que hayas quitado estas tuercas.

4 -usa cinta de fontanero alrededor de las entradas frías y calientes en la parte inferior de tu grifo de doble asa .

5 -coloca el obturador en la parte inferior de la grifería y aplica una fina capa de masilla de plomero alrededor de los bordes.

6 -coloca el grifo en las aberturas de la parte posterior de tu fregadero. La entrada de agua caliente debe pasar a través del agujero pre-cortado a la izquierda y la entrada de agua fría a través del agujero de la derecha.

7 -enrosca las dos tuercas a ambas entradas de agua caliente y fría. Esto dejará tu nuevo grifo en su lugar.

8 -enrosca tus líneas de abastecimiento a las entradas de agua fría y caliente con una llave inglesa. Sujétalas firmemente en su lugar. Abre las válvulas de cierre una vez que las líneas de suministro estén conectadas y prueba tu nuevo grifo.

[Total:1    Promedio:5/5]

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Do NOT follow this link or you will be banned from the site!